Jun 2, 2019
25 Views
0 0

Los power point, Macri y Córdoba

Written by

Las preguntas resugieron después del paso por Córdoba del secretario de Energía de la Nación, Gustavo Lopetegui, a quien un buen número de empresarios fue a escuchar a la Bolsa de Comercio el pasado jueves, no solo por el cargo que ostenta en la actualidad, sino también porque durante casi tres años fue vicejefe de Gabinete de la Nación.

Junto a Mario Quintana, eran las espadas de Marcos Peña eyectadas de ese cargo cuando el Presidente empezó a perder imagen en serio (después se profundizaría), a raíz de una errática estrategia económica que se trasladó al plano político. Ese condimento, sumado a su experiencia en la aerolínea LAN, donde se desempeñó como CEO, lo convierte en un atractivo personaje para los hombres de negocios.

Lopetegui no los decepcionó. En una aparición corta pero contundente, en apenas una docena de presentaciones de power point reflejó el despilfarro de la administraciones K en materia energética con una ironía: “Fuimos el único país que por los precios artificiales tuvimos una ‘sustitución de exportaciones’, que le costó al país US$ 13.000 millones”, y también se refirió a cómo se va acomodando el déficit de la balanza energética, aunque reconoció: “La Nación está quebrada”. Y lo repitió un par de veces más.

Muchos de los empresarios presentes ponderaron la presentación y el valor de los números que mostró Lopetegui, al punto de que le pidieron que los haga públicos. “Comuniquen bien”, fue el mensaje implícito y explícito (el presidente de Fecac se lo pidió personalmente).

Pero ahí empiezan los problemas, aunque a esta altura cabe preguntarse si en realidad es un problema para el Gobierno. Lopetegui respondió al planteo con una anécdota: “Una vez, un usuario le dejó a Marcos Peña un mensaje en Facebook que decía: ‘no se preocupen por comunicar porque cuando la situación mejore yo me voy a dar cuenta solo’…”

Los empresarios consultados por PERFIL CORDOBA aseguran que no alcanza y ponen como ejemplo el Paseo del Bajo, la megaobra recientemente inaugurada en CABA. ¿Bastan algunos tweets de funcionarios, historias en Instagram y fotos en Facebook?

“No queremos una cadena nacional por cuatro tornillos en una baranda, pero este Gobierno viene haciendo cambios estructurales reales en el país y no lo comunican. Han cometido muchos errores, pero ponen en riesgo una elección por comunicar mal”, decía un empresario en la noche del jueves. ¿Es solo comunicación? No, claro que no. Y eso lo dejó en claro Lopetegui.

El Gobierno espera que para noviembre el escenario de hecatombe que planteará Cristina Fernández de Kirchner (“no Alberto, acá la que juega es Cristina”) ya muestre signos de recuperación suficientes, que diluya ese relato de caos, aunque tiene que haber una recuperación palpable “que ya se inició”: más recaudación, más comercio exterior, inflación en baja y una cosecha que sorprendió por sus rindes.

“Faltan seis meses para las elecciones que definen todo: el balotaje. Hay tiempo”.

También quedó en claro el rol de esta provincia en esa eventual segunda vuelta: “Córdoba va a volver a hacer presidente a Macri”, cerró Lopetegui su charla del jueves en un ambiente amigable. ¿Fue solo una expresión de deseos? No. Los estrategas de Cambiemos a nivel nacional perciben dos variables: la provincia sigue siendo tan anti-K como siempre, y confían en que gran parte de los votos de Schiaretti se van a transferir a Macri.

Mientras tanto, el Gobierno prende velas para que los números de la economía repunten y que la gente perciba que hacen. ¿Y la comunicación? No convendría desatenderla tanto, más si se tiene en cuenta la debilidad política de Macri. Tal vez por eso se explique que aún no se haya disipado la posibilidad de que María Eugenia Vidal se vista como la candidata de Cambiemos. Aunque el Gobierno comunique, una y otra vez, que el candidato es Macri.



Link a la fuente

Article Categories:
Política

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

es_ARSpanish
es_ARSpanish